Consternación ante el último accidente laboral mortal en Arganda del Rey



En el primer semestre de este año han fallecido 30 trabajadores en la Comunidad de Madrid.

Comunicado conjunto de CCOO y UGT ante el accidente de trabajo mortal ocurrido el viernes en Arganda

Desde UGT y CC.OO. Madrid, queremos mostrar nuestra consternación por el trágico suceso ocurrido el día 2 de agosto en Arganda del Rey al caer un trabajador de 56 años desde la cubierta de la nave en la que se encontraba. MANIFESTAMOS TODO NUESTRO APOYO Y SOLIDARIDAD a la familia y a los compañeros de la víctima.

Desde CCOO y UGT Madrid venimos alertando sobre la evolución de la SINIESTRALIDAD en nuestra Región, haciendo hincapié en que hay que tomar medidas para detener esta LACRA que afecta de manera muy grave a los trabajadores.

Hasta junio, HAN PERDIDO LA VIDA 30 TRABAJADORES y se han producido 47.000 accidentes en el trabajo.

La situación laboral actual refleja el deterioro de las condiciones de trabajo con un aumento de la precariedad, la temporalidad, el trabajo intensivo, contratos a tiempo parcial, y la externalización de actividades que se está generalizando en todos los sectores. Todas ellas a CONSECUENCIA DE LA REFORMA LABORAL, que venimos reivindicando que sea derogada.

La debilitación de la Negociación Colectiva deja indefensos a los trabajadores y trabajadoras viéndose obligados a aceptar condiciones de trabajo que ponen en riesgo su salud física y psicológica, generalizándose el miedo a perder el puesto de trabajo si reclaman el cumplimiento de la Legislación.

La pérdida de derechos de los trabajadores y las trabajadoras hace que aumente la siniestralidad y que empeore la seguridad y salud de las trabajadoras y trabajadores de nuestra comunidad autónoma.

La sociedad madrileña debe condenar cada uno de estos accidentes laborales y se debe implantar una cultura preventiva en la que se cumpla la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y se mejoren las condiciones laborales.

NO VALEN EXCUSAS, es responsabilidad de todas y todos el exigir a los empresarios que comprendan que la salud y seguridad en el trabajo es lo primero, que todas las muertes son terribles e injustas y que no estamos dispuestos a resignarnos. Es momento de actuar para parar esta sangría.

Tanto UGT como CCOO exigimos:

- La Derogación de la Reforma Laboral.

- El cumplimiento de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y su normativa de desarrollo.

- Combatir las primeras cusas de la siniestralidad en las empresas: la temporalidad, la precariedad, la subcontratación, la desigualdad, la ausencia de formación y la falta de implantación de la prevención de riesgos laborales en las pequeñas empresas.

- Exigir una mayor dotación de recursos humanos y materiales en los Organismos públicos para realizar actividades de control del cumplimiento de la normativa en prevención de riesgos laborales, la lucha contra el fraude fiscal y la economía sumergida.

NO ES POSIBLE TENER UNA SOCIEDAD DECENTE SI EL TRABAJO NO ES DIGNO, Y EL TRABAJO NO PUEDE SER DIGNO SI NOS LLEVA A LA MUERTE.